Seis ingredientes comunes de los productos para tratar el acné

Existen muchos tratamientos para el acné y funcionan de diferentes maneras. Algunos ingredientes tienen como objetivo las pústulas y los quistes, mientras que otros tratan de eliminar las bacterias que hay en el folículo piloso para garantizar la reducción y la eliminación del acné. Algunos productos pueden tener efectos a corto plazo mientras que otros tienen efectos a largo plazo. A continuación vamos a enumerar los ingredientes más comunes utilizados en productos antiacné:

1. ISOTRETINOÍNA

Este ingrediente puede reducir la producción de sebo, aliviar la inflamación en forma de granos, pústulas y quistes, y ayudar a desbloquear la obstrucción de los poros. Sin embargo, el uso de este producto puede provocar efectos secundarios tales como la sequedad y la descamación de la piel y particularmente en los labios.

2. ALCOHOL Y ACETONA

Constituyen los ingredientes principales en productos de limpieza, así como astringentes. Son eficaces en la eliminación de la suciedad y de los aceites de la piel. Pueden causar picor o sensación de quemazón. Algunos dermatólogos desaconsejan utilizar estos productos en la cara en caso de padecer acné severo. Sin embargo, pueden evitar el aumento de los brotes si son usados regularmente cuando empieza a aparecer el acné.

3. ÁCIDO SALICÍLICO

Este ingrediente tiene como objetivo disolver los puntos negros y las espinillas mediante la eliminación de células muertas que se encuentran en el interior de los folículos pilosos. Esto, a su vez, evita que los poros se obstruyan, permitiendo que la grasa pueda circular sin impedimentos. El ácido salicílico puede causar picores durante los primeros días de uso, y provocar un enrojecimiento leve. Algunos productos tienen como máximo el 2% de ácido salicílico en su composición. Sin embargo, hay personas que pueden necesitar una mezcla más fuerte, que será preparada en función de las necesidades de la piel.

4. PERÓXIDO DE BENZOILO

Se le considera el ingrediente más activo para el tratamiento del acné. Es básicamente una sustancia antibacteriana que ayuda a eliminar las bacterias en los folículos. También ayuda a disolver los puntos negros, que son un signo temprano de acné. Algunos productos llevan una cantidad de peróxido de benzoilo de un 2,5 a un 10%. Una vez más, esto depende de la gravedad del acné. Este tipo de tratamiento está recomendado para tratar el acné incipiente y para prevenirlo. Los efectos secundarios que están asociados con él son la sequedad y la descamación, o el enrojecimiento y la hinchazón.

5. AZUFRE

Esta sustancia rara vez se utiliza en solitario, sino que va incluida en productos para el acné como una ayuda adicional. Elimina las células muertas de la piel y el exceso de grasa. Un preparado queratolítico puede provocar que se reseque la piel. También puede causar escozor, especialmente al inicio del tratamiento. Si estas molestias persisten, se aconseja suspender el uso del producto hasta que desaparezcan los efectos secundarios. En este caso, una opción aconsejable es cambiar a una dosis más baja.

6. ANTIBIÓTICOS

Algunos productos para el tratamiento del acné contienen antibióticos para ayudar a eliminar las bacterias y prevenir la propagación del acné. Hay médicos que también recetan antibióticos para ayudar a prevenir la formación de cicatrices. Los antibióticos (como la tetraciclina, tretinoína y sulfacetamida sódica) se suministran de forma oral o como medicación tópica. Deben tomarse regularmente y dentro del plazo señalado y siempre prescritos por un dermatólogo.

Comments are closed.